fbpx

Incontinencia urinaria durante y después del embarazo: Todo lo que necesitas saber

En el mundo de la maternidad, hay muchos temas que pueden resultar abrumadores o desconocidos, y la incontinencia urinaria durante y después del embarazo es uno de ellos. En este artículo, os traemos una guía completa sobre este tema tan importante y a menudo subestimado. Desde entender qué es la incontinencia urinaria hasta cómo prevenirla y tratarla, aquí encontraréis respuestas a todas vuestras preguntas más frecuentes. Así que, ¡sigue leyendo para obtener toda la información que necesitas para sentirte segura y empoderada durante y después de tu embarazo!

¿Qué es la incontinencia urinaria y por qué ocurre durante y después del embarazo?

La incontinencia urinaria es la pérdida involuntaria de orina, y es más común de lo que creemos, especialmente durante y después del embarazo, pero eso no significa que debamos tomarla como algo normal y resignarnos a sufrirla. 

Durante el embarazo, el útero en crecimiento ejerce presión sobre la vejiga y limita su capacidad de expansión, y los músculos del suelo pélvico deben soportar más peso, lo que puede provocar que al toser, estornudar, o si se tienen náuseas y vómitos haya escapes de orina. 

Después de dar a luz, los músculos del suelo pélvico habrán estado 9 meses aproximadamente dando soporte al bebé en crecimiento y se habrán estirado al máximo para facilitar el proceso de parto, con lo cual, el posparto será un momento vulnerable que también contribuye a la incontinencia urinaria.

¿Qué factores aumentan el riesgo de incontinencia urinaria durante y después del embarazo?

Son varios los factores que pueden aumentar el riesgo de experimentar incontinencia urinaria. Estos incluyen el parto vaginal prolongado o asistido con fórceps, kiwi o espátulas, el peso del bebé al nacer, la obesidad o el aumento de peso durante el embarazo, y el número de partos previos. Además, las mujeres que han experimentado incontinencia urinaria antes del embarazo tienen un mayor riesgo de experimentarla durante y después del embarazo.

¿Es posible prevenir la incontinencia urinaria durante y después del embarazo?

Aunque no siempre se puede prevenir, hay medidas que se pueden tomar para reducir su riesgo o mejorar sus síntomas. La fisioterapia especializada en suelo pélvico puede ayudar mucho al fortalecimiento de los músculos del suelo pélvico tanto en consulta como en el domicilio. 

Algunas de las estrategias que se suelen llevar a cabo son la pauta de ejercicios de Kegel, realizar actividad física mínimo 150 minutos por semana, mantener un peso saludable antes y durante el embarazo, así como evitar el estreñimiento y la tos crónica. Todo esto, llevado a cabo de manera constante puede ayudar a reducir el riesgo de incontinencia urinaria.

¿Cómo se diagnostica y trata la incontinencia urinaria durante y después del embarazo?

El primer paso para diagnosticar la incontinencia urinaria durante y después del embarazo es hablar con el ginecólogo, matrón o fisioterapeuta especialista en salud del suelo pélvico. Dichos profesionales realizarán un examen físico y harán preguntas sobre los síntomas y la historia clínica de la paciente.

El tratamiento de la incontinencia urinaria incluye un proceso de rehabilitación de la musculatura del suelo pélvico, el abdomen, la respiración y la postura, ya que durante el embarazo todo sufre modificaciones. El tratamiento debe ser guiado y supervisado por fisioterapeutas, incluir pautas domiciliarias, cambios en el estilo de vida, terapia física, etc. Después del embarazo, en los casos más graves y en caso que todo lo mencionado anteriormente no sea suficiente, pueden ser necesarias medidas menos conservadoras como medicamentos y/o cirugía.

¿Cómo afecta la incontinencia urinaria durante y después del embarazo a la calidad de vida?

La incontinencia urinaria puede tener un impacto significativo en la calidad de vida de las mujeres. Puede causar estrés emocional, vergüenza, ansiedad y afectar las relaciones personales. Además, puede limitar las actividades diarias y afectar la participación en actividades sociales y recreativas. Es importante que las mujeres busquen apoyo y tratamiento si están experimentando incontinencia, ya que existen opciones disponibles para ayudar a mejorar los síntomas y recuperar una buena calidad de vida.

En resumen, la incontinencia urinaria es una disfunción presente en nuestra sociedad que merece atención y tratamiento. Con la información adecuada y el apoyo adecuado, las mujeres pueden aprender a manejar sus síntomas y o incluso hacer que desaparezcan. Recuerda que no estás sola, y siempre hay ayuda disponible para ti. ¡No dudes en buscar el apoyo que necesitas para sentirte cómoda y segura en tu viaje hacia la maternidad y más allá!

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad
Abrir chat
1
Escanea el código
Hola 👋 ¿Necesitas ayuda?